Alessandro Lecquio es Dios. A estas alturas no os estamos adelantado nada nuevo. Durante las dos últimas décadas nos ha dado momentos gloriosos, alcanzando el pico en esa mítica portada en Interviú con Mar Flores en la cama. Aunque últimamente el primo segundo de nuestro rey está más tranquilo de lo normal, su hoja de coitos es espectacular. Se ha trajinado a media España y ha tenido como compañeras sentimentales a Antonia Dell’Atte, musa de Armani en sus años mozos, y Ana Obregón, la bióloga más reputada de España.

Os preguntaréis, ¿a qué viene todo esto? Pues bien, fruto de estas relaciones su progenie no ha hecho más que sorprendernos. Si hace cuatro años Alex, su hijo con Anita (sí, el que antes mordía y escupía a los paparazzis), se metió a MC con sus coleguillas, ahora es Clemente, su retoño con la exmodelo italiana, el que ha mostrado su vocación musical. Además de presumir de un cuerpazo de escándalo (el chaval era un enclenque hace no tanto, vamos, que se ha marcado un Alberto Isla de lo más grande) según recoge La Otra Crónica también es DJ y productor nada más y nada menos que bajo el auspicio de Cocoon. Uno de sus temas como Cavaan, alias que comparte con un tal Stephan, se  incluyó en el último recopilatorio del sello de Sven Väth. Podéis escucharlo bajo estas líneas, pero ya adelantamos que no es tan malo como podría uno imaginarse.

Por si os pica la curiosidad, tiene sede en Berlín, aunque también se deja ver por Barcelona o Milán, y tiene como referentes a Martin Gore, Laurent Garnier, Robert Smith, Aphex Twin, Robag Wruhme y Jackmate.

CORRECCIÓN: Haríamos una corrección como si no hubiese pasado, pero no, después del apunte de Marc Piñol, queremos obrar en consecuencia. Stephan no es un tío cualquiera, no. Se trata de Stephan Lieb, el capo de Resopal. Disculpad nuestra ignorancia.