Según informa Fact Magazine, haciéndose eco de unos tuits de The Black Dog,  se confirma la muerte de Mark Bell, uno de los integrantes de la formación LFO, precursores del sonido Bleep Techno (o Bleep a secas) que se desarrolló al norte de Inglaterra a comienzos de los 90. El motivo del fallecimiento de Bell ha sido unas complicaciones tras una operación, según comenta Warp en sus redes sociales.

Bell, natural de Leeds,  provenía del Hip-Hop y el electro de los 80, además de mamar el acid house en su apogeo. Junto a Gez Varley formó LFO (siglas de Low Frequency Oscillation) y fueron fichados por el sello Warp para publicar su tema homónimo en 1990. Además editaría sus tres álbums en la etiqueta de Sheffield: Frequencies (1991), Advance (1996) y Sheath (2003).

En 1996 Varley abandonó el proyecto para iniciar otra aventura artística –Feedback– junto a Simon Hartley; mientras que Mark Bell comenzó a trabajar como productor para artistas como Björk y Depeche Mode, además de sostener en solitario LFO.

“LFO” está considerado el primer himno Techno creado en Europa.