Que el fenómeno de las raves de finales de la década de los 80 era algo especial es sabido por todos, aunque, por lo general, esta información se ha transmitido por el boca a boca más que porque exista mucho material disponible al respecto. Pero en los últimos días ha salido a la luz un vídeo que te dejará perplejo.

Se trata de grabaciones realizadas a lo largo del año 1989 en el Reino Unido, el momento en el que el movimiento acid house recién surgido experimentaba su apogeo. En ellas, se puede ver a hasta 15000 personas, todas bailando como si no hubiese un mañana, en un hangar de aeropuerto con un equipo de sonido masivo, e incluso algunos coches prendiéndose fuego, al ritmo de clásicos como “Rescue Me” de Debbie Malone o “Good Vibrations” de Marky Mark (Mark Wahlberg), conocido hoy día por su carrera de actor.