Aaron Velasquez tomó su nombre artístico de un viejo movimiento de frisbee creado en los años 70. La recepción flamingosis consiste en recoger el disco mientras el jugador gira de espaldas apoyado en una sola pierna.

Jens y Erwin Velasquez, padre y tío de Aaron, suman 13 campeonatos mundiales de frisbee y forman parte del Hall of Fame de ese deporte. Además, y sin saberlo, crearon el primer producto del pasado del que Aaron sacaría provecho décadas después.

Flamingosis comenzó en 2008. Aaron abandonaba el beatboxing para sentarse a producir un puñado de canciones nacidas a partir de sampleos de hip-hop, house, disco y funk. Aunque Flying LotusJ DillaThe AvalanchesHudson Mohwake o Madlib habían sido sus principales referencias en la adolescencia, lo que de verdad le empujó a producir fue el funk sesentero y la música soul que había mamado en casa de sus padres. La nostalgia desprendida por The Sugarhill Gang o Earth Wind and Fire fue tan básica a la hora de producir como haberse criado en el mismo estado que Knxwledge y Mndsgn, reyes de New Jersey.

Hablando de Kahunastyle, trabajo publicado en 2015 y probablemente el más popular de Flamingosis, Aaron reconocía que muchos de sus trabajos suponían un ‘’homenaje a la música de los años 70 y 80’’. Aquel disco fue lanzado bajo el sello de Keats Collective, abanderados del future funk que catapultaron a artistas como el propio Flamingosis o Saint Pepsi (ahora Skylar Spence).

En el catalogo de este sello capitaneado por Dam Bombardt (aka Dinosaurus Rex) destacan joyas para enamorados del sampler como el Hit Vibes del mencionado Skylar, I Love You de Roller Girl o un álbum homónimo de Flamingosis en el que colocó a su padre en portada.

flamingosis-interior

El obcecamiento de algunos artistas del sello (incluido Flamingosis) por producir sin tomar bases prestadas fue en contra del crecimiento del sello. Esto, acompañado de una serie de problemas internos, acabó por frenar al colectivo y el ritmo de producción que se exponía en su Bandcamp.

 

Sampleos favoritos

La canción de la que más orgulloso se reconoce Aaron es Can it Be, sobre todo por la dificultad a la hora de samplear el original de Akiko, cantante de jazz japonesa criada en Tokyo y que triunfó tras grabar su disco debut en Los Ángeles.

El artista que más agradece samplear es Bill Evans, al que considera uno de los mejores pianistas de la historia, con sonidos exuberantes, suaves y elegantes.

En 2013 lanzaba Porno Music. Nacía así uno de sus mayores éxitos con un sampler arrancado a Second to None de Atlantic Starr como punto de partida. Funcionó mejor que ningún otro hasta ese punto y fue probablemente el single que le faltaba para recibir el trato especial que merecía en Keats.

La ola del future funk ya había roto cuando llegó Yung Bae, a pesar de no poder aprovecharse del hype supo hacerse hueco fijando su trabajo en la reconstrucción de estilos menos explotados como el city pop japonés. Ha colaborado en bastantes ocasiones con Aaron, en 2014 publicaron un pegajoso hit titulado Groovin que renovaba el High Hopes 1982 de S.O.S. Band. Incluye voces en japonés marca de la casa de Yung Bae y una apertura recurrente con la voz de Woody Allen; “Remember that song?”

Flamingosis confesó en una entrevista que tenía pensado desempolvar un saxo que había guardado en el trastero de casa de sus padres, el empeño en alguno de sus nuevos temas por crear desde cero a veces juega en su contra.

Productores como el mismo Aaron, Skylar Spence, Yung Bae o Spazzkid pelean desde hace un par de años por mantener su estilo renovado y luchar contra la etiqueta hecha a partir de retales. Reconocerse como productores en mayúsculas a veces supone una batalla contra si mismos.

Aunque no creen bases sobre las que construir rimas su ‘’música de ascensor’’ demuestra una habilidad sobresaliente, una facilidad para tomar temas antiguos y naturalizarlos hasta el punto inimaginable de no saber si han lanzado un remix, un sampleo o están haciendo suyo un single olvidado de 1974.

 

Flamingosis actuará por primera en Europa este sábado 25 de marzo en Trill de Razzmatazz. Fecha encudrada en una gira que también le llevará por Budapest, París y Rennes. Compartirá cartel con Downites. Para más información y venta de entradas sigue este enlace.