Que la salud de la que goza el clubbing madrileño es óptima está fuera de toda duda. Pero más allá de la apertura de nuevos locales a menudo no es tanto el qué o el quién sino el cómo. En este sentido, la puesta de largo el pasado mes en la sala Stella de Sigh, la nueva sesión de los viernes en la capital, ha supuesto un soplo de aire fresco no tanto por una reinvención de los códigos de la noche, sino por una más que necesitada vuelta a las raíces underground.

Para valorar estas primeras semanas de andadura y calibrar qué se puede esperar de Sigh en los próximos meses hemos hablado con su residente Javi Moreno, que es a la vez propietario del sello y noche de club Colt Music.

 

¿Qué entiendes tú por “La mínima expresión que transmite la máxima esencia”?

Sin duda hace alusión al minimalismo… Creo que es una expresión que define bastante bien el concepto que pretendemos crear en Sigh. Para nosotros no es necesario el adornar con ningún tipo de parafernalia lo que consideramos pilares básicos en una sesión de electrónica underground. Una programación musical de alta calidad, un entorno adecuado a dicha música, con un sonido perfecto y un público que sabe a lo que viene son factores suficientes para transmitir la máxima esencia.

 

¿Qué carencias o qué hueco crees que viene a cubrir Sigh?

Bajo mi punto de vista la escena underground en Madrid está dividida por lo que podríamos llamar “etiquetas”. Hay publico que es de techno, otros de house y así con cada estilo o género. Lo que pretendemos en Sigh es dejar a un lado todos esos prejuicios establecidos hasta ahora para dar paso a una visión más global de la música electrónica, creando un espacio donde la gente esté abierta a explorar nuevos sonidos que posiblemente hasta ahora desconocen y que estoy seguro que a muchos les encantarían.

 

¿Qué dirías que aportarás en tu rol de residente? ¿Se entiende tu papel como algo así como el guardián de la esencia del club?

(Risas) Bueno, podríamos llamarlo de muchas formas. Pero básicamente mi papel pienso que consiste en marcar la línea musical que queremos en el club.

 

¿De qué manera crees que vas a tener que ajustar tu estilo musical a esta sesión?

Lo cierto es que no creo que tenga que adaptarme en absoluto ya que mi visión como DJ ya se ajusta perfectamente al concepto del club, lo cual diría que es una de las razones por las que han confiado en mí para este papel.

Con más de una década de carrera a tus espaldas se puede decir que has sido testigo de primera mano de la evolución del clubbing madrileño. ¿Se ha ido a mejor en estos años? ¿Qué falta por hacer?

Sin duda, creo que la escena de club ha crecido considerablemente en los últimos años. Antiguamente Madrid estaba limitada a unos pocos clubs y artistas que se repartían el pastel entre ellos. Hoy en día tenemos artistas internacionales de primer nivel actuado en Madrid cada fin de semana y hay eventos para todos los gustos incluidos festivales, fiestas open air etc. Incluso se empiezan a ver eventos respaldados por el Ayuntamiento, cosa que era impensable hace unos años (a no ser que fueras un mafioso).  Sin lugar a duda Madrid está en pleno auge en estos momentos y todo apunta a que va a ir a más. ¿Que falta por hacer? Posiblemente que la gente empiece a considerar más la electrónica como algo cultural y no solo se asocie a la fiesta.

 

Cuando creaste Colt Music, ¿te fijaste algún objetivo? ¿Hay alguna filosofía clara y marcada detrás del sello?

El único objetivo y filosofía que fijamos fue simplemente producir la música que nos gusta pinchar, una vez más dejando a un lado géneros y etiquetas. No lo hicimos con ninguna pretensión, pienso que era un paso lógico que tocaba dar tras la evolución de Colt como fiesta.

 

Una que está es que solo editáis en vinilo. ¿Qué importancia tiene reivindicar este formato en los tiempos que corren?

Para nosotros es esencial que sea así ya que principalmente es el formato que utilizamos. Hoy en día el mundo del vinilo y del digital están totalmente separados. La mayor parte de la música que pinchamos únicamente se edita en vinilo y pienso que de alguna manera utilizamos el papel de este formato como filtro para todo ese intrusismo que hemos sufrido desde el inicio de la era digital. Podemos decir que es una forma de asegurarnos de que nuestra música llega a quien queremos que llegue.

 

¿Qué margen de crecimiento le ves al sello?

No hay límites, hasta ahora todo va bien y si seguimos trabajando en la misma línea estoy seguro que todo seguirá fluyendo… Ya veremos d¡n su tercera referencia..llos..ónde acabamos. :)

 

Como noche de club, Colt ha vivido algunas veladas estelares en los últimos meses, como en Ballesta. ¿Qué podemos esperar de estas fiestas en los próximos meses?

Sí que es cierto que hemos visto como en los últimos meses cada vez hay más gente que se siente atraída por nuestro sonido, cada vez más gente joven se involucra en la sesión y esto se nota en cada noche. Sin duda, vemos esto como algo muy positivo. En principio hemos cerrado una residencia mensual en Sigh donde tendremos invitados como Markus Sommer, Andrew James Gustav o Vera en los próximos eventos. También seguiremos haciendo fiestas puntuales en otros clubs de la capital además de varios showcases en diferentes ciudades tanto de España como de Europa.

Y, en cuanto al sello, ¿cuáles son los lanzamientos que nos tenéis preparados?

Por el momento tenemos preparados dos próximos raleases en formato “VA” en los que participarán interesantes artistas que desvelaremos próximamente.. 😉 Podemos adelantar que habrá entre ellos gente como Michael Melchner & Levat, Pohl, Unai Trotti, además de dos tracks míos en colaboración con Joak-in y mi compañero de estudio Canetti.

 

¿Con qué te quedas de la temporada que acabamos de dejar atrás a nivel personal?

La verdad que ha sido una temporada muy buena para mí, y creo que en gran parte se debe al trabajo que he venido haciendo en el estudio en el último año, lo cual me ha permitido tener una mayor proyección tanto dentro como fuera de España, tocando en interesantes fiestas en  ciudades como Barcelona, Mallorca, Ginebra, Nueva York o Baltimore.

 

¿Qué podemos esperar de ti en los próximos meses en materia de lanzamientos y bolos?

Pues en cuanto a bolos, en los próximos meses, a parte de mi residencia en Sigh, tengo cerradas varias fechas que me ilusionan mucho como Seekers, la fiesta del sello de Alex Picone que cada año celebra en Ibiza a final de temporada y que congrega a varias de las figuras más destacadas de la escena actual. También estaré en Córdoba el 12 de octubre en el primer evento de Underground Series. A finales de octubre estaré en Milán para tocar junto a Markus Sommer en la Fiesta Roots In The Woods organizada por el colectivo Start! Otra fecha que me hace especial ilusión es la del próximo 11 de noviembre en el aniversario de Cartulis Music en Londres, fiesta dirigida por mi amigo y compañero Unai Trotti en la que ya tuve el placer de tocar hace tres años y de la que guardo un maravilloso recuerdo.

En cuanto a lanzamientos, lo primero que saldrá a la luz es un VA en el sello Kommuna Tapes que incluye un track mío en colaboración con mi amigo Álvaro Medina bajo su alias Dooclap. Como os comentaba anteriormente también haré mi aportación a los dos próximos lanzamientos de Colt con un track en cada uno de ellos. También está cerrado otro track junto a Dooclap en el sello madrileño Aespecial en su tercera referencia. Igualmente sigo concentrado en el trabajo de estudio terminando diversos tracks que estoy seguro de que tendrán salida muy pronto… ¡Os tendré informados! 😉