Las 10 mejores sesiones de Boiler Room para celebrar sus diez años

En 2020, Boiler Room celebra una década de activismo electrónico. Diez años de sesiones que han cultivado nuestros oídos. Aquí seleccionamos una decena de las mejores: Dave Clarke maltratando crossfader, Jackmaster y Armand Van Helden soltando clásico house detrás de clásico, Nina Kraviz derrochando carisma, Óscar Mulero en clave new beat y mucho más.

Armand Van Helden b2b Jackmaster

Dos generaciones, la leyenda y el alumno, se juntaron en Londres hace cinco años para celebrar la historia del jack, la música house y el baile, en dos horas de sesión para el recuerdo. Clásico detrás de clásico.

DJ EZ

El presentador no podría anunciar esta sesión de una manera más simple, clara y elocuente: es DJ EZ pinchando tres horas seguidas. Espera toneladas de clase a base de UK garage, bass, grime y house. Todo mezclado con criterio, buen gusto, técnica impecable y respeto por los clásicos. Por algo es el DJ favorito de tu DJ favorito.

Skream B2B Disclosure

Disclosure en 2012, Howard está a punto de ser mayor de edad y la popularidad del dúo crece como la espuma. Quizá algo tuvo que ver esta sesión mano a mano con Skream. Dubstep, house, disco y un cameo impagable de Jackmaster hacia el minuto 23 para una de las Boiler Room con más mitología detrás.

Óscar Mulero

Si bien su set en Dekmantel 2014 es recordado por muchos, a nosotros nos pone muy burrote Mulero en clave old school, y en este sentido, su sesión desde Gante (Bélgica), pinchando new beat, EBM y makineo vario en la fiesta del documental The Sound of Belgium es oro puro.

Nina Kraviz

6 millones de reproducciones, casi 5.000 comentarios… está claro que la sesión de Nina en Berlín hace seis años fue la que más ríos de tinta generó. Será por el carisma de la rusa, por los tipos (casi) arrimándole cebolleta, por el despliegue de hits y el equilibrio insolente entre clásicos y novedades. Pura historia.

Jayda G

El día que nació una estrella. La reina del disco-house Jayda G llevando a Dekmantel a las estrellas con una selección musical impecable coronada por el Creep de TLC. Muchísima peña chunga de internet le criticó la técnica, ¿pero qué mujer DJ no ha pasado por eso?

Dave Clarke

Dave Clarke en el ADE es como un león en la sábana, es decir, un depredador en su hábitat natural. Dicho esto, el inglés repartió estopa para demostrar por qué se le llama el barón del techno. Maltrato del crossfader, anillacos, muñequeras, una camiseta que reza «no chupes polla corporativa» y hasta un momentazo en el que el británico bebe del cubata de un tipo del público.

Carl Cox

Los años de gloria quizá ya le quedan muy atrás a Carl Cox, pero hay pocas cosas que nos pongan más tontos, que el gigante británico pinchando old school. En estas sesiones de confinamiento ya ha demostrado su buen gusto, pero para set nostálgico el que se marcó en Ibiza gorra de capitán de barco en la cabeza.

Bicep

Hay pocas cosas mejores que jugar en casa, y ver a Bicep pinchar en Belfast es un regalo de los dioses del house. El dúo sacó las armas por las que se les conoce en un set de arqueología electrónica, edits eléctricos y grooveteo del bueno.

Fatima Yamaha

Dekmantel es el festival que más provecho ha sacado de su alianza con Boiler Room y son muchas las horas dedicadas a disfrutar una y otra vez del directo de uno de los grandes valores de Ámsterdam, Fatima Yamaha. Profundidad melódico, virtuosismo sintético y calor sofocante.