Lee Van Dowski puede ser uno de los productores más meticulosos de toda la troupe de Cadenza. Tanto es así que a pesar de tener dos álbums en el mercado y un sello propio -Num- ha tenido un 2012 en blanco a nivel de producciones. Este dato del ingeniero de sonido suizo de ascendencia polaca revela la personalidad perfeccionista por la que Luciano le echó el guante.

En lo que no ha parado ha sido en su faceta de Dj y es relativamente fácil ver como se deja caer por nuestro país. Por ello, y mientras esperamos nuevos trabajos en 2013, os dejamos con un podcast realizado por él para descubrir su gusto por el detalle.